Reseña Histórica

Al inicio de sus operaciones, la empresa Puertos de Sucre S.A., fue una dependencia del Ministerio de Hacienda. El 22 de Diciembre de 1.975, se creó el Instituto Nacional de Puertos (INP), ente adscrito al Ministerio de Transporte y Comunicaciones (MTC), bajo publicación en Gaceta oficial Nº 1787 edición extraordinaria, como un organismo autónomo con personalidad jurídica y patrimonio propio distinto, e independiente del Fisco Nacional.

Posteriormente el Ejecutivo Regional bajo el marco legal contenido en la Ley Orgánica de Descentralización, Delimitación y Transferencia de Competencias del Poder Público, promulga la Ley de Puertos del Estado Sucre, el 16 de marzo de 1992.

El poder Ejecutivo del Estado Sucre, al diseñar la estructura de su política económica, buscó obtener una institución que además de administrar los puertos del Estado, propiciará la puerta comercial desde y hasta el exterior. Con esta nueva institución regional se esperaba que Sucre y su sector empresarial obtuvieran importantes ventajas e ingresos monetarios adicionales.

El 18 de Febrero de 1994 es creada oficialmente la empresa “Puertos de Sucre, S.A.”, mediante un convenio entre la Gobernación del Estado Sucre y la Fundación Para el Desarrollo del Estado Sucre (FUNDES), iniciando sus actividades en la ciudad de Cumaná, quedando ubicadas sus oficinas principales en la calle “La Marina”, al final  de la Avenida Bermúdez. En esta sede funcionan las dependencias administrativas y operativas de la empresa, contando también con oficinas en el puerto de la ciudad de Carúpano.

Los gobiernos regionales asumieron estas funciones a través de las leyes regionales dictadas por las Asambleas Legislativas Estadales, dándose de esta manera inicio al proceso de reestructuración portuaria, que incluye la transferencia de todas las operaciones portuarias al sector privado: administración, mantenimiento de las infraestructuras físicas y la protección y resguardo ambiental de las aguas marinas y costeras.

Con este nuevo sistema de libre competitividad todas las operaciones de estiba, transferencia y actividades de transportación pasaron a mano de las empresas operadoras portuarias, lo cual ha generado resultados satisfactorios a nivel regional, que contribuyen al desarrollo de la economía nacional, reafirmando el éxito de la descentralización de los puertos de Venezuela.